Serpientes de verano, mapas climáticos, Ferreras y un par de tetas

Hasta no hace mucho el verano transformaba las redacciones de los medios de comunicación. Los becarios buscaban su lugar en el sol llenos de entusiasmo, ajenos a las negrísimas nubes de precariedad laboral que asomaban a lo lejos. Sin actividad política, sin grandes frentes informativos que cubrir, la pereza estival se contagiaba a los medios y facilitaba la publicación de noticias más ligeras y frescas. Eran otros tiempos, sin cambio